¿El hermano pobre de L.A.?

Después del primer mes de competición ya podemos empezar a sacar conclusiones del rendimiento de equipos y sus jugadores. La muestra es pequeña y hay que ser prudentes, pero con casi el 20% de la temporada regular ya resuelta, podemos empezar a hablar de sorpresas y decepciones en este inicio de temporada. Las decepciones las han copado los Wizards y unos Rockets que empiezan a despegar tras la marcha de Carmelo. Entre las sorpresas todo el mundo habla de Milwaukee y  del gran nivel de los Raptors. Menos focos están teniendo equipos como Blazers, Grizzlies o Clippers. Y es sobre estos últimos sobre los que hoy vamos a hablar. ¿El hermano pobre de Los Ángeles?

Históricamente, los Clippers han tenido esa consideración de segundo equipo de la ciudad californiana. Sin embargo, llevan 6 temporadas seguidas siendo “el hermano rico de L.A.”. Desde la temporada 2011-2012, los Lakers no consiguen más victoria en Temporada Regular que sus vecinos. Todo apunta a que este año, con la llegada de LeBron, volverá el trono para los de púrpura y oro. Pero, de momento los Clippers poseen un récord de 10-5, que les hace estar colocados en la 2ª plaza del Oeste, empatados con Portland y Oklahoma. Los Lakers, en cambio, se sitúan 8º con un récord de 8-7, aunque su trayectoria es ascendente y es de esperar que superarán a los Clippers. De lo que no hay duda es que nadie esperaba un inicio de 10 victorias y 5 derrotas para los pupilos de Doc Rivers. Los pronósticos de ESPN a inicios de la temporada les colocaban 11º en el Oeste con un récord de 35-47. Ahora mismo están en progresión de acabar con 55 victorias, algo que es imposible que suceda. Lo más probable es que alcancen un término medio rondando las 45 victorias y luchando por esas últimas plazas de Playoffs. En el Oeste se antoja una lucha infernal por entrar en Playoffs, ahora mismo doce de los quince equipos superan el 50% de victorias, mientras que en el Este tan sólo lo consiguen siete equipos. Por lo que ya podemos imaginar otra temporada en la que veremos a equipos con 45 o 46 victorias quedarse fuera de Playoffs en el Oeste. ¿Podrán los Clippers mantener este ritmo y luchar por las eliminatorias por el título?

Lo primero que llama la atención en los Clippers es que carecen de una estrella de la liga. Ninguno de sus jugadores se encuentra entre los 20 máximos anotadores de la temporada, aunque tienen a tres jugadores entre los 20 y los 35 máximos anotadores. Tanto Tobias Harris como Gallinari y Lou Williams promedian más de 19 puntos (aunque ninguno supera los 21). Por lo que tienen la anotación muy repartida entre sus tres puntales ofensivos. A pesar de no poseer una superestrella de la liga, cuentan con una gran profundidad de plantilla y con uno de los mejores banquillos de la competición. La columna vertebral la forman cuatro jugadores: Tobias Harris, Danilo Gallinari, Lou Williams y Montrezl Harrell. Los dos primeros forman parte del quinteto titular, los dos últimos parten desde ese banquillo que está resultando clave. En 15 de los 15 partidos disputados hasta la fecha, los Clippers han ganado el duelo anotador del banquillo, algo que no se veía desde hacía 13 años. Un papel destacado en este logro tiene Lou Williams, nombrado dos veces Mejor Sexto Hombre de la Temporada. Pero sin duda una de las grandes noticias está siendo el rendimiento de Montrezl Harrell, un jugador que está promediando 14,6 puntos, 6,6 rebotes, con un 68% en tiros de campo, en 23,8 minutos. Harrell juega por dentro a pesar de medir 2 metros “pelados”, pero suple su falta de centímetros con su intensidad y pelea. Recuerda a la mejor versión de Kenneth Faried, y está siendo una de las sensaciones en el equipo de Rivers. También hay que nombrar el gran rendimiento del novato Shai Gilgeous-Alexander, otra de las grandes noticias de esta temporada en los Clippers. El joven base empezó saliendo desde el banquillo, aunque lleva 6 partidos saliendo de titular supliendo la baja de Avery Bradley. Rivers está demostrando mucha confianza en él, manteniéndole en minutos importantes, es un jugador que está creciendo mucho y al que seguiremos atentos.

Los Clippers en este inicio de temporada están siendo el 4º equipo en Rating Ofensivo (112,5 pts), y el 15º en Rating Defensivo (107,7 pts), siendo el  9º en cuanto a ritmo (102,8 posesiones). Por lo tanto, es uno de los mejores equipos en ataque y un equipo “normalito” en defensa, justo en mitad de tabla. Lo que llama la atención es como difiere su juego ofensivo del resto de equipos de primer nivel. Los Clippers no juegan a ese baloncesto moderno donde predominan los triples, los de Doc Rivers son el 28º equipo en triples intentados, con 24,9 por partido. Sin embargo, son el 2º en cuanto a porcentaje de tres puntos (39%), sólo por detrás de Warriors. Por lo que, aunque tiran poco desde el triple, tiran con grandes porcentajes. Son el 8º equipo en porcentaje de tiros de campo (47,5%), pero donde más destacan es en la línea de tiro libre. Los angelinos son el 1º en tiros libres anotados (23,9) y el 2º en porcentaje en tiros libres (82,5%). Por lo podemos concluir que son un equipo que ataca el aro de una manera vertical, con muchas penetraciones de Williams, Harris, Gallinari e incluso Gilgeous-Alexander, que en muchas ocasiones fuerzan la falta y los tiros libres. Además, son jugadores con gran porcentaje desde la línea de personal, por lo que aseguran una fuente importante de puntos. Son el 7º equipo en puntos en la pintura (53,2), gracias a esas penetraciones ya comentadas y a los puntos bajo el aro de Harrell y un Marjanovic que siempre rinde a pesar de promediar sólo 11,8 minutos por partido.

En cuanto a la defensa, tienen mucho más que mejorar. Llama la atención que son el 4º equipo en porcentaje en tiro permitido al rival (43,3%). ¿A qué se debe entonces su defensa mediocre siendo uno de los equipos que peores porcentajes provoca el rival? Pues a la cantidad de tiros que permite y a los puntos de segunda oportunidad. Es el equipo 27º en tiros de campo permitidos (93,9) y el 26º en puntos permitidos en segunda oportunidad (15,8). Esto viene provocado por ser el 27º en rebotes ofensivos permitidos (12,1) y el 29º en pérdidas provocadas. Al no cerrar bien su aro permiten puntos de segunda oportunidad tras rebote ofensivo, y al no robar balones ni provocar pérdidas los rivales tienen más oportunidades de tirar. Además son el equipo al que más tiro libre le tiran y le anotan. A pesar de todos estos malos datos defensivos, hay que recordar que están en mitad de tabla en el rating defensivo, por lo que no son un mal equipo en defensa. Tienen que mejorar en intensidad defensiva, buscar provocar más errores al rival y colaborar entre todos a cerrar mejor el rebote defensivo, fundamentales en este trabajo serán Avery Bradley y Luc Mbah Moute cuando regresen de sus respectivas lesiones.

Este artículo tenía la intención de explicar de manera breve, y apoyado en los datos, el juego de los Clippers, sus jugadores más destacados, las claves de su ataque y su defensa. Pensamos que es un equipo diferente en la liga, un equipo sin grandes estrellas, y del que no se esperaba gran cosa. Esta temporada parecía que iba a ser un equipo sin grandes aspiraciones, con la vista puesta en el espacio salarial del que dispondrán el próximo verano. Sin embargo, su inicio demuestra que este equipo dará más de un susto, como ya se lo ha dado a Bucks y Warriors (en el famoso partido de la bronca entre Durant y Green). Esta temporada se antoja fundamental como el inicio de un nuevo proyecto, dejando atrás los años de Lob City con Chris Paul, Blake Griffin y DeAndre Jordan. Puede que den la sorpresa y se planten en las últimas plazas de Playoffs, aunque eso no es lo más importante para estos Clippers. Su objetivo debe ser poner las bases de su nuevo proyecto, conseguir que jóvenes como Harrell y Gilgeous-Alexander sigan creciendo, decidir qué jugadores van a ser los líderes y, si consiguen pescar a una superestrella en el próximo verano, quién sabe si de aquí a unos años veremos a Los Ángeles Clippers jugando las Finales de Conferencia por primera vez en su historia…

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *