Revelación desde el Oeste

Pasado el ecuador de la temporada, con el fin de semana de las estrellas en la mente de casi todo aficionado NBA, echamos la vista atrás para ver qué sorpresas, chascos o pronósticos cumplidos nos han traído estos casi 4 meses de competición.

Uno de las claves que definen la temporada actual es sin duda, la debacle de equipos del Este que han dado un bajón cualitativo a dicha conferencia. Este bajón engrandece la actuación de los equipos que se presentan como las auténticas revelaciones de la temporada: Phoenix Suns y los Blazers de Portland.

Damian+Lillard+Portland+Trail+Blazers+v+Phoenix+_0UYgF9m2Ojl

A estas alturas de la temporada, ambos equipos forman parte del grueso fuerte de la mejor conferencia de la NBA,  y ahora mismo, ya nadie duda de que estos dos equipos estarán en Mayo y que son aspirantes, por lo menos, a dar un poco de guerra en Play-Offs, a pesar de que no estaban incluidos en muchas de las porras de pretemporada.

En el caso de los de Phoenix, las claves de esta revelación las encontramos en uno de los jugadores que  más echamos de menos en el All Star, y no es otro que Goran Dragic, el esloveno ha dado un salto cualitativo en su juego realmente importante. Sin duda su evolución se puede comparar a la que han experimentado jugadores como Paul George o Lance Stephenson esta temporada. Dragic ha superado los 20 puntos por partido y forma junto al Base Eric Bledsoe una de las parejas exteriores más sorprendentes de la liga. De hecho la lesión del propio Bledsoe parecía que rompía las aspiraciones de estos Phoenix Suns a entrar en Play-Offs, pero no ha sido así, el equipo dirigido por Jeff Hornacek, ha sabido sobreponerse y sacar el máximo partido de jugadores como Plumlee, los hermanos Morris y sobretodo Gerald Green que está viviendo una de las mejores temporadas de su carrera.

La dirección técnica y en los despachos tiene también mucha culpa del buen rendimiento y los buenos resultados obtenidos. El propio Hornacek se está erigiendo uno de los principales responsables del éxito de un equipo que a falta de grandes estrellas, ha conseguido jugar un buen baloncesto.

Jeff Hornacek, Gerald Green

En el próximo fin de semana de las estrellas, la labor del equipo de Arizona se ha visto demasiado poco recompensada. Los Suns no llevan ningún jugador al partido del domingo, y la participación de Plumlee en el Rising Stars, y la del propio Dragic en el concurso de habilidades no es más que un intento de recompensa que, sinceramente, se queda  demasiado corto.

En el caso de los Blazers el equipo liderado por Lamarcus Aldrige y Damian Lillard ha dado un salto de calidad muchísimo más grande de lo esperado, y a estas alturas se sitúa como la quinta mejor marca de toda la liga, sólo por detrás de Indiana, los Thunder, Miami y San Antonio. El buen hacer de sus dos estrellas es sin duda una de las claves de los espléndidos resultados de la franquicia. El ala pívot y el base se aúnan en más de 44 puntos cada noche entre ambos, y son sin duda un fiel reflejo del estilo y juego del equipo. Parece lejano el tiempo en el que Lillard no era más que un prometedor Rookie y Lamarcus era simplemente un buen jugador incapaz de liderar a una franquicia a las posiciones más altas de la tabla.

Detroit Pistons v Portland Trail Blazers

El mismo Damian Lillard apunta a ser uno de los protagonistas absolutos del All Star Weekend, algo que sin duda demuestra la ambición y las ganas, no sólo suyas, sino de una franquicia que esperemos nos de muchas más sorpresas agradables de aquí hasta el final de la temporada.

Sin embargo, y por poner un pero al buen momento de estos equipos, ambas revelaciones tienen puntos flacos en común, los dos equipos centran su juego en un ataque alegre más que en una defensa férrea y en ambos casos la rotación sea quizá demasiado corta y falta de calidad. Estos dos factores son siempre claves en Play-Offs y estos dos equipos aún pecan de ello.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.